Uso medicinal del cannabis

El uso medicinal del cannabis data desde hace miles de años. Los primeros registros son en la cultura china en 1400 a.C. en el mando del emperador Shen Nung, donde utilizaban la planta como analgésico para tratar el dolor ocasionado por la gota, una enfermedad del dedo Hallux del pie.

Actualmente con ayuda de los avances de la ciencia se ha estudiado cada compuesto que contiene la marihuana medicinal , con el fin de descubrir qué función cumple cada uno de ellos en el cuerpo y cómo pueden ayudar a curar y tratar algunas enfermedades.

Cannabis: planta medicinal

hombre joven con sombrero granjero rodeado de motas de marihuana medicinal

Entre todos los metabolitos de la planta, se encuentran más de 500 compuestos que pueden actuar en el organismo. Si tenemos que investigar cada uno de ellos podemos entender que no es un trabajo fácil de cumplir en un tiempo corto, pero gracias a los estudios de las casas farmacéuticas se han hecho pruebas con varios de ellos durante las últimas décadas.

Estas casas farmacéuticas han logrado sintetizar los compuestos más eficientes para tratar algunas enfermedades como la epilepsia, los trastornos de la esclerosis múltiple y las náuseas ocasionadas por los tratamientos con quimioterapia.

Al sintetizar algunos compuestos se han podido elaborar medicamentos cuyos principio activo es un metabolito de la planta de cannabis sativa, los cuales también han pasado por otro proceso de aprobación y estudios que han logrado superar, ayudando a la medicina a ampliar sus opciones de tratamientos.

¿Sabes cómo ha influido el uso del cannabis en la economía de las industrias farmacéutica y en la medicina?

motas de marihuana medicinal en envases de vidrio con fines terapeuticos

 

El cannabis medicinal es un nuevo mercado que ha venido en gran crecimiento en las últimas dos décadas. La producción de las casas farmacéuticas de medicamentos a base de cannabidiol ha originado investigaciones y estudios que se han empleado en los últimos años, los cuales aseguran que algunos compuestos de la planta pueden ser usados de forma confiable para manejar algunos tipos de enfermedades, como las que ya mencionamos anteriormente.

Para la creación de estos medicamentos, algunas casas farmacéuticas han hecho una inversión significativa, que ha durado un tiempo mayor a 5 años para que algunos de sus productos a base de cannabidiol puedan ser aprobado. Esto ha hecho que al ser aprobados, esta empresa conserve la patente del producto o principio activo por un tiempo aproximado de 10 años, donde solo ella pueda producir el medicamento a base de cannabidiol, con el fin de que ella recupere el dinero invertido en su investigación del producto, lo cual le generara más ganancia de la invertida.

¿Qué sucede con esto? Que la planta de cannabis aún tiene varios compuestos que pueden ser usados de forma medicinal  y abre las puertas a que otras casas farmacéuticas realicen investigaciones para poder tener un producto nuevo que patentar.

Este comercio realiza una forma de retroalimentación positiva donde las ciencias médicas avanzan con nueva gama de productos a base de cannabis para uso medicinal y la empresa farmacéutica con un producto nuevo que le genere abundantes ganancias mientras se respete su tiempo de patente. De esta forma el mercado creciente de esta planta ha influido de forma positiva en las industrias farmacéuticas y en los avances de la medicina.

¿Conoces cuáles son los 7 usos del cannabis en la medicina? ¡El numero 5 te gustará!

hombre vestido de negro da indicacion con el dedo sobre el cannabis para uso medicinal

Los usos más frecuentes del cannabis en la medicina van dirigidos a mejorar el tratamiento de algunas enfermedades y sus síntomas. Es imposible no pensar que el uso de esta planta en el área médica no sea más que avanzar en las formas de tratar síntomas de enfermedades que no tienen cura y de mejorar la calidad de vida de pacientes con otras enfermedades crónicas.

Basados en investigaciones de como actúan algunos principios de la planta en el cuerpo y qué funciones pueden ejercer, encontramos las siguientes enfermedades en las cuales se ha hecho mayor uso del cannabis:

Alivio del dolor

Este ha sido uno de los primeros registros del cannabis para uso medicinal, que es usar su efecto de analgesia para los dolores. Con el tiempo se han procesado algunos productos de esta planta como el aceite de cannabis y la forma sintética del principio activo esta planta que causa este efecto, el cual es bien implementado en aquellos pacientes que padecen de dolor crónico, como por ejemplo las enfermedades de la columna lumbar, tipo lumbalgias o cervicalalgias, que causan mucho dolor persistente en el tiempo.

Otra forma de implementarlo es en aliviar el dolor en los pacientes con cáncer cuando ya los fármacos derivados del opio como la morfina, tramadol y fentanil ya no causan efecto de analgesia por desarrollar resistencia a estos productos por su uso crónico o prolongado.

Como el cannabidiol como principio activo de la planta de cannabis que causa la analgesia actúa por vías diferentes a la normal que otros fármacos analgésicos, ayuda a ser paliativa la enfermedad de los pacientes con cáncer.

Combatir los procesos inflamatorios

Con el tiempo y el uso medicinal de cannabis para aliviar el dolor se encontró que también ayuda a combatir los procesos inflamatorios. Esto porque el tetrahidrocannabidiol (THC) otro compuesto que posee la planta tiene un gran poder antinflamatorio inhibiendo la prostaglandina E2 (enzima encargada de realizar los procesos inflamatorios en el cuerpo) de forma más efectiva que el cannabidiol.

Este uso ha llevado que la planta no solo sea usada de forma inhalada (fumada) o por consumo por vía oral, sino que también se realice cremas que puedan aplicarse de forma tópica para poder ser usadas en los golpes, moretones y estigmas, los cuales tienen buena resolución con estos productos e igual pueden ser aplicados conindicaciones de otras cremas antinflamatorias en horarios de cada 8 horas para tener mejor resultados.

Combatir la obesidad

Entre los primeros usos del cannabis medicinal encontramos los productos que se crearon para tratar la obesidad, pero de forma psicológica, basándose en las funciones psicoactivas de la planta y los distintos compuestos que tienen gran afinidad para alterar la mente de las personas.

Se logró aislar el rimonabant, que actúa de forma antagónica a los receptores de cannabidiol, en específico por el receptor CB1 inhibiendo el apetito, evitando que la persona tenga un aumento del consumo de alimentos y que desarrolle síndrome de ansiedad por comer.

La forma de presentarse este producto es por su nombre comercial, Acomplia®, el cual estuvo en el mercado en el año 2006. En el año 2008 la sociedad europea lo saca del mercado por superar los efectos adversos a los benéficos del producto, ocasionaba trastornos psiquiátricos, depresión, intentos de suicidio y suicidio consumado.

Controlando la ansiedad y el insomnio

La planta por tener un consumo alto de forma en droga de abuso o recreativa se ha evidenciado notoriamente que tiene efectos psicotrópicos en las personas que la consumen, es por ello que se ha estudiado entre los compuestos cuales tienen mayor efecto, afinidad y función en el sistema nervioso y en alterar la psique de las personas.

Con estos estudios se ha visto que tanto el THC y el cannabidiol son los que producen más  efectos psicológicos en las personas, pero el THC tiende a desarrollar efectos segundarios como la dependencia al fármaco, por esto solo se ha usado con buenos resultados el cannabidiol para tratar los trastornos mentales de ansiedad e insomnio, ayudando a la persona a tener un mejor estilo de vida.También ayuda a no usar otros tipos de fármacos ansiolíticos que como efecto adverso tienden a causar lo que se quiere evitar. Por ejemplo, el uso de sertralina para la ansiedad puede causar en raras ocasiones que el paciente cometa un intento de suicidio.

Tratamiento del Glaucoma

Uno de los usos que se ha descrito recientemente es que el fumar o inhalar marihuana ayuda a regular la presión intraocular (PIO). Por esta razón es usada en los pacientes con glaucoma o sin glaucoma, ayudando a tratar la enfermedad y a prevenirla en los pacientes que no la padecen y así evitando la ceguera por esta enfermedad.

Se ha visto que los compuestos que más abundan en la planta, el THC y el cannabidiol actúan en conjunto para disminuir la presión intraocular, por lo que se está aún estudiando la fabricación de un producto que tenga ambos compuestos para poder tratar esta enfermedad.

Controlar la náuseas y el vómito

Otro uso muy frecuente en la actualidad, es usar los compuestos de la planta para tratar estos síntomas, sobre todo en los pacientes que están cumpliendo quimioterapia y estos son de difícil manejo por los fármacos antieméticos tradicionales como el Ondansetron.

Para controlar estos síntomas, ya existen productos a base de la planta de cannabis que ya se encuentran en el mercado global como el Cesamet® y el Marinol®, cuyo principio activo es la Nabilona y es un compuesto de la planta a base de cannabidiol, el cual ha tenido buenos resultados controlando estos síntomas con muy pocos efectos adversos conocidos.

Controlar la Epilepsia

Desde el año 2018 se está usando las propiedades de esta planta para tratar los pacientes que padecen de epilepsia, con resultados positivos en una escala muy elevada de aproximadamente en un 90% de los pacientes tratados con cannabidiol que es el compuesto que se está empleando para regular esta enfermedad.

Con la elaboración de un productos sintético de cannabidiol, que se encuentra en el mercado con el nombre de Epidiolex® aprobado en el año 2018, ha tenido excelente recomendaciones por el personal médico, posicionándose hoy en día como uno de los principales uso del cannabis con cines medicinales, esto por su gran efectividad en controlar las epilepsia de difícil manejo médico, como en el síndrome de Lennox Gastaut en los pacientes pediátricos.

Usos del cannabis medicinal en personas mayores

infografia cannabis adultos mayores beneficios del cannabis para uso medicinal

El uso medicinal del cannabis ha evolucionado con el pasar de los años, desde usar aceites a base de esta planta hasta los sintéticos elaborados en laboratorios farmacéuticos. Esto ha contribiudo al crecimiento de la industria del cannabis en todo el mundo, ayudando a las ciencias de la salud a avanzar en el tratamiento de enfermedades con poca resolución médica.

Esto abre un universo de posibilidades para otras enfermedades que se encuentran en estudio para poder tener un mejor manejo con los sustratos de esta planta, entre estas enfermedades encontramos la retención y retardo del desarrollo del Alzheimer, el cual se encuentra con un amplio estudio de cómo esta planta ayuda a evitar el desarrollo de esta enfermedad.

También encontramos otros usos del cannabis medicinal, como aliviar los síntomas generados en la esclerosis múltiple, el cual ya cuenta con un producto a base de cannabis aprobado para el mercado mundial con el nombre de Sativex®, cuyo principio activo es el Nabiximol, uno de los tantos compuestos que se encuentran en la planta.

Con esto sabemos que si hay un gran campo de investigación que hará crecer más el mercado del cannabis para uso medicinal, dejando muchas enfermedades por poner a prueba con tratamiento a base de cannabis y de confirmar otras que ya están en estudio, como ampliar los conocimientos sobre sus efectos de neuroprotección, anti-tumorales, regulador de la inmunidad, antioxidantes, antiespasmódicos y relajantes muscular. También investigar como podría ayudar en las enfermedades como Parkinson, Alzheimer, autismo, acné, psicosis, migraña, Lupus eritematosos sistémico, diabetes mellitos tipo 1, HIV-SIDA.